Parque Natural de la Sierra Calderona

Parque Natural de la Sierra Calderona

Este entorno de algo más de 18.000 hectáreas fue declarado Parque Natural por el gobierno valenciano en el año 2002.

Su cercanía a la capital, lo convierte en el pulmón de ésta y ocupa varios municipios entre Castellón y Valencia.

Esta sierra, que es de las últimas elevaciones del Sistema Ibérico, tiene varios picos importantes, la gran mayoría por debajo de los 1000 m de altura, exceptuando el Montemayor, que alcanza los 1015 m.

Localización del Parque Natural de la Sierra Calderona

Se encuentra muy bien comunicado con sus dos autovías, la A-23 y la CV-35, además de varias carreteras secundarias como la CV-310.

También es fácil de acceder con transporte público, vía metro-bus y tren-bus.

Historia del Parque Natural de la Sierra Calderona

En la Cova Margarita (Nàquera), encontramos pinturas pertenecientes al Paleolítico. En el Puntal dels Moros se encuentra un yacimiento que data de la Edad de bronce.

Aunque el vestigio antiguo más remarcable de la mano del hombre, data del siglo V a.C., con el yacimiento arqueológico de un poblado ibérico, donde destacan una torre, una muralla y 17 habitaciones que dan a una calle principal que atraviesa el poblado; en el término municipal de Olocau. Es uno de los mejores ejemplos de atalaya clásica dentro de la peninsula ibérica que existen. Aunque también se hallan poblados íberos edetanos de relevancia en El Castillo de Sagunto, antiguamente Arse. Se conforma de varias culturas que allí se establecieron a lo largo de la historia, como íberos, romanos, godos y árabes.

Después del paso de romanos y árabes, que dejaron varias construcciones como torres, acueductos, puentes, poblados y castillos, entre otros; con la reconquista de las tierras valencianas en 1238 por parte de Jaime I el Conquistador, rey de Aragón y conde de Barcelona, aparecieron los edificios cristianos como conventos y monasterios, algunos en ruinas, que pueden visitarse en el Parque.

Entornos natural de la sierra calderona
Descubre los Entornos natural de la sierra calderona

Pero quizás, lo más curioso, es la leyenda (o no) que da nombre a la sierra. Se cuenta que una importante actriz llamada María Inés Calderón o la Calderona, se convirtió en la amante favorita del rey Felipe IV (1605-1655) y le dio un hijo bastardo, Juan José de Austria, el único hijo legitimado por su padre en vida, años después de que se lo quitaran a su madre. Se dice también que el Conde-Duque de Olivares la obligó a tomar los hábitos en el Monasterio de San Juan Bautista, en Guadalajara, pero que huyó de allí y encontró cobijo con un grupo de salteadores de caminos, convirtiéndose en una famosa bandolera.


Paisajes del Parque Natural de la Sierra Calderona

El clima de este Parque es típico Mediterráneo, con una media de 17 grados anual y precipitaciones que oscilan entre los 350 mm y 600 mm. También es una zona donde se registran muchas tormentas eléctricas, lo que ha ocasionado numerosos incendios en la zona.

Podemos encontrar los siguientes tipos de hábitats:

  • Suelos silíceos con presencia de bosques de Alcornoques
  • Suelos degradados por incendios con presencia de cistáceas y Pino rodeno
  • Barrancos
  • Suelos calcáreos con bosques de Pino blanco y arbustos
  • Suelos húmedos y con zonas umbrías donde crecen Chopos y Cauces

Flora del Entorno Natural de la Sierra

Podemos hallar pequeños bosques de Alcornoques, explotados para la obtención de caucho, éstos se encuentran rodeados de un sotobosque compuesto por Aladiernos, Lentiscos, Madroños, Zarzaparrillas, Palmitos o Madreselvas.

En los suelos que han sufrido por los incendios podemos encontrar cistáceas como la Estepa borrera, la negra, Jaras y Tomillos borriqueros, además de pequeñas formaciones de Pino rodeno. También abundan el Romero, el Brezo, la Retama espinosa, jóvenes bosques de Pino blanco y los pastizales vivales con abundantes Espartos, Pinillos falsos y Pastos burreros.

En los barrancos encontramos la tóxica Adelfa y en lugares más húmedos y sombríos abundan los Chopos y Sauces, además de algunos Robles y Esparragueras en su sotobosque.

Entre la tierra seca de los suelos calizos y los pinares encontramos un endemismo de la zona, la Centaurea saguntina y el Clavel coronado o “Clavell del pastor”.

Fauna del parque natural de sierra calderona
DEscubre la Fauna del parque natural de sierra calderona

Fauna del Parque Natural de la Sierra Calderona

Existe una abundante fauna invertebrada, de la que podemos destacar la Xerocrassa robles, una especie endémica de la zona, un tipo de caracol difícil ya de hallar debido a los numerosos incendios sufridos en el Parque.

En cuanto a los vertebrados, hay que destacar la avifauna, con unas 70 especies con nidificación segura y probable. Aquí debemos destacar algunas rapaces como el Mochuelo común, el Águila culebrera, el Águila real, el Águila perdicera, el Cernícalo común, el Ratonero común, el Búho real, el Azor o el Cárabo.

También tenemos entre los demás tipos de ave, el Abejaruco, las Currucas cabecinegras, carrasqueña, tomillera, capirotada y rabilarga, las Golondrinas daurica y común, el Vencejo común, el Mirlo común, etc.

El parque cuenta con 7 especies de anfibios y 15 de reptiles, de los cuales podemos destacar la presencia del Galápago leproso, una especie vulnerable autóctona de la Península Ibérica. O la Salamanquesa rosada (de interés de especial protección) y el Lagarto ocelado (casi amenazado).

También se pueden encontrar diferentes tipos de especies de serpientes como la Culebra de herradura, la de escalera, la viperina o la bastarda.

Y ya hablando de mamíferos, el de mayor tamaño que puede verse, es el Jabalí. También presentes en el parque encontramos el Gato montés, el Zorro, la Gineta, el Tejón y la Comadreja. En cuanto a roedores tenemos la Ardilla, el Lirón común, la Musaraña o el Erizo europeo.

Y por último y gracias a la presencia de cuevas y oquedades, encontramos varias especies de murciélagos, como el Murciélago común, el grande de herradura y el de cueva.

Actividades en el Parque Natural de la Sierra Calderona

El Parque cuenta con 4 rutas de senderismo para visitar su totalidad.

  • Ruta Azul – el Garbí: Ruta sencilla de senderismo de 1,82 km y aprox. 1 h. Tiene 3 paradas, el Pla de Garbí, el Mirador de Garbí y la Pista forestal.
  • Ruta Roja – Olocau: Ruta sencilla de senderismo y bicicleta de 5km y aprox. 2 h. Si se sube al Castillo del Real es algo más difícil, no se puede en bicicleta y tiene una duración de 2’45 h. Tiene 5 paradas, el Collado de Terreta Blanca, el Aljub del castellet, el Castillo del Real (opcional), la Canyaeta del Xavielet y la Font del Frare.
  • Ruta amarilla – Portaceli: Ruta sencilla de senderismo de 5 km y aprox. 3 h. Tiene 4 paradas: el Pla de Lucas, el Mirador de la Pedrera, los Usos agrícolas y los Incendios forestales.
  • Ruta verde – Tristán: Ruta difícil si subes al Gorgo (907 m de altura), de 11 km y aprox. 3’30 h. Tiene 4 paradas, El paisaje cultivado, Observatorio Forestal – Pico Tristán, el quejigo y el alcornocal.

Y en el Centro de Interpretación encontraremos exposiciones permanentes, juegos educativos, talleres, rutas interpretativas y de educación medioambiental, etc.

Nuestra puntuación